5 tips para adelgazar sin contar calorías

Dietas de 1000 calorías, dietas de 1500 calorías, la dieta de la piña, dieta de puntos, etc. Son muchas las dietas que te puedes encontrar hoy en día, y todas se basan en consumir menos calorías de las que necesitas, aunque no tienen en cuenta las calorías que necesitas sino una cierta cantidad de calorías concretas, por ello con ellas tendrías que estar contando calorías.

También es cierto que una dieta ideal es una alimentación saludable, no todas esas dietas que se anuncian en la televisión, internet, revistas y establecimientos de tu zona. Por eso, te comentaremos cómo comer sano y sin necesidad de estar pensando en las calorías que consumes.

contar calorias

Te vamos a dar 5 consejos para adelgazar sin contar calorías:

  • Come menos de lo que habitualmente venías haciendo. Si puedes reducir tu ración a la mitad sería lo ideal, a no ser que seas una persona que come poco pero de forma no saludable, sino intenta quitar un poco de comida cada vez. Cualquier cosa que hagas te estará ayudando, así que si empiezas quitando poca comida no hay problema. Si la comida que has comido te basta y aún queda en el plato no dudes en dejarlo, aunque lo ideal sería servir en un plato pequeño.
  • Come más sano. Empieza una alimentación saludable, aunque sea gradualmente. Consume más ensaladas, más pescado, más verduras, más fruta, etc. Así podrás comer más y evitar pasar hambre.
  • Cocina solo lo que necesitarás comer. Puede que al principio te equivoques con las cantidades, pero acabarás controlando las raciones a los pocos días. Si te sobra, déjalo para otra vez acompañando a otra comida que no tenga muchas calorías.
  • No picotees ni comas alimentos con calorías vacías. Cada vez que tengas la tentación de comer algo dulce sustitúyelo por una alternativa más sana, y así con todo lo que te apetezca. Intenta no comer entre otras. Para ello necesitarás hacer un buen desayuno y comer entre 4-5 veces al día.
  • Bebe mucha agua. El agua limpia tu cuerpo, te crea una mayor sensación de saciedad, te quita el hambre, evita que consumas otros alimentos mientras bebes y te hidrata, entre sus múltiples propiedades. Bebiendo al menos 2 litros de agua (o más si practicas ejercicio) tendrás menos hambre y acabarás comiendo menos.

Como puedes ver, con unos pocos consejos que se basan en la alimentación del día a día puedes acabar adelgazando sin tener que contar calorías, sino simplemente hacer caso a tu sentido común. Comprueba los resultados cuando haya pasado un mes y descubre si vas por buen camino o aún necesitas mejorar.

Add Comment